PERFLEX – Organizaciones, Negocios y Finanzas
info@perflex.es - info.perflex@gmail.com
+591 67049135

Tenemos Mucha Prisa

¿A dónde vamos? Es decir, casi siempre tenemos prisa, más vale que al menos tengamos claro nuestro destino. Pero tal parece que no es así; alguien decía que vamos tras una ilusión de progreso, cuando en realidad estamos corriendo en círculos ineficientemente.

Como la mayoría de las veces, un tema lleno de contradicciones. Porque por un lado estamos corriendo por lograr más, por ganar más, escalar y ganar la carrera sin haber tenido tiempo ni de contemplar lo que estamos logrando. Pero por otro, hay organizaciones que transitan la vida a paso lento y luego miran atrás arrepentidas por no haber apretado el paso un poco más o peor, terminan cerrando.

Correlación entre esfuerzo y progreso.

Sí y no. El esfuerzo, la dedicación y la disciplina son necesarios para lograr metas, pero no son los únicos factores determinantes, peor cuando caemos en una obsesión desgastante, cuando creemos que por correr sin descanso sacrificando todo a nuestro paso, vamos a lograr más.

Un amigo fue “renunciado” por su empresa por cumplir sus horarios de trabajo y no quedarse el par de horas que muchas otras personas dedicaban, le dijeron que no vieron suficiente “compromiso” de su parte.

Cuando una organización cae en esto, es una señal de que las empresas ven a sus equipos como recursos, como un activo por el cual se ha pagado (o se está pagando) y debe ser “exprimido” al máximo. Como una máquina que pretendemos hacer trabajar 24/7.

Piezas en una máquina.

Que cuando necesitan ser reemplazadas, así será, sin mayor problema. Intercambiables y desechables. Obviamente si el personal recibe una remuneración esperamos resultados y compromiso a cambio, pero dedicarle 10 horas a la empresa no es la señal, pero si los resultados ya ni son tomados en cuenta en los parámetros de medición.

Está bien perder el tiempo… ¿está bien? Sí, lo está. Se trata de un equilibrio, ¿de qué sirve llegar a nuestros 80 años habiendo sacrificado todo por la empresa, en nuestro 4to matrimonio, sin más en la vida que nuestra organización? De la misma manera, ¿de qué sirve llegar a los mismos 80 años sin haber logrado nada significativo para nosotros?

El tiempo es muy valioso como para no bajarle un cambio e ir a un paso constante. Me decían hace mucho: más vale paso que dure que trote que canse.

Aparte de estar más tranquilos, yendo a la velocidad adecuada también lograremos más y mejores resultados.  

Gracias.

Buena caza guerreras y guerreros.

Comparte nuestro contenido en tus redes sociales:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *